miércoles, junio 11, 2008

Reflexiones veintisieteañeras (I)

No le tengo miedo a la muerte, tampoco a envejecer. Lo que me preocupa es caer enferma terriblemente y no poder cubrir los gastos, que mis seres queridos se tengan que endeudar para que pueda recuperarme en el mejor de los casos o al menos para vivir mis últimos días con el menor sufrimiento posible.

Lo peor de todo es el gasto que se puede generar, ese desbalance económico llega a perjudicarnos aún más que la misma enfermedad. De hecho que duele ver a un ser querido sufriendo, pero la persona que está enferma se siente peor porque no puede hace nada solo esperar a que el tratamiento funcione, mientras que los familiares alrededor hacen malabares por conseguir los recursos. En mi familia lo vivimos cuando mi abuelo le dio una hemiplejía y una situación así no se la deseo a nadie.

Últimamente he pensado en mil formas de cuidar mi salud, desde dejar el cigarro hasta obtener un seguro oncológico. Eso de los seguros no es barato, podría hacer un esfuerzo pero por el momento he decidido empezar por lo más simple: dejar de fumar. No soy una fumadora empedernida pero cuando voy a reuniones siento la necesidad de tener siempre un cigarro prendido, lo apago algunas veces cuando voy a bailar pero muy pocas últimamente. Comencé hace dos domingos y en total llevo 10 días sin fumar. Me había acostumbrado a tener un “pucho break” por las tardes en el trabajo pero decidí que ya no más.

A la vez me gustaría que mis seres queridos se cuidaran más. Conforme pasan los años, el cuerpo ya no responde igual y a veces a las personas mayores de 50 les cuesta comprender que tienen que bajar el ritmo y tomar más precauciones.

Mi abuela trabajó incansablemente vendiendo anticuchos hasta hace unos tres o cuatro años, ahora solo se dedica a cuidar su casa y a sus inquilinos (pollos, gallos, gallinas y cuyes). Ella tiene una desviación severa en la columna porque tuvo/tiene la costumbre de llevar bultos al hombro, costumbre que tienen la mayoría de las personas que crecieron en el campo. También como estuvo expuesta al humo de los anticuchos por más de treinta años le ocasionó una complicación a los pulmones y al corazón, que le trajo como consecuencia fuertes mareos y dolores de cabeza. Parece que la desviación de la columna más el humo que aspiró por todo ese período hace que uno de sus pulmones y la mitad de su corazón trabajen más que sus contrapartes y por ese motivo la circulación del oxígeno al cerebro no es buena.

Por otro lado mi madre debido a la osteoporosis avanzada y a la artrosis leve que le detectaron tiene que tomar medicamentos y suplementos para sobrellevar ambas enfermedades óseas y evitar que avancen. Lastimosamente no existe una cura para que este tipo de males desaparezcan, solo le queda cuidarse muy bien para evitar fracturas y lesiones. Lo bueno es que ella sabe que tiene que cuidarse muy bien para tratar de evitar los achaques que tiene mi abuela.

No soy hipocondríaca, por lo general gozo de buena salud pero últimamente me he detenido a pensar en el futuro. Mantenerse saludable física y mentalmente es primordial, creo que lo demás puede faltar pero nada es más preciado que estar sano. La información es una herramienta con la que contamos todos y puede ser un buen comienzo para cuidarse un poco para no arrepentirse mañana.




25 comentarios:

Fiore dijo...

Oh caray!!!!
no queda de otra que tratar de cuidarnos y estar atenta a cualquier cosa que nuestro cuerpo nos diga...

Un bso y cuidate mucho :)

RacuRock dijo...

lamejor solucion es agarrar un buen seguro en caso de nvalidez y otro en caso de muerte que este incluido los gastos de sepelio.. asuuu... ya te mate.. pero otra solucion... es poner ahorritos en una cuenta con acceso a la persona de mas confianza que supones o piensas que estara viva despues de tu mala suerte.

Acitsonga dijo...

Yo cambie el pucho por la cuchara :(
No se que es peor, si morir de cancer por el pucho o de un infarto por el sebo de lo que trago.

Jen dijo...

creo que yo sí tengo miedo a envejecer por lo de los achaques...

Petisita dijo...

:D el comentario de acistonga me ha hecho reir. Pero justo te iba a decir que tambien puedes hacer algo facil como modificar tu dieta. por ejemplo lo que se dice la dieta mediterranea que no es mas que la manera simple de cocinar los alimentos y que es de todos los dias en Espanna o italia.
La comida peruana es deliciosa pero se basa mucho en carbohidratos y grasa.
saluditos Mafita.

Enrike dijo...

Todo esto tiene que ver con las estadísticas de economía y pobreza que dio el gobierno ? :D

Nelly dijo...

Si es bueno tener un seguro, desde hace 3 años estoy inscrita en Oncosalud. Cada año me hago un cheque completo para evitar alguna enfermedad.

Siempre es bueno guardar dinero, uno nunca sabe q puede pasar.

Besos

Blue girl dijo...

Excelente decisión la de dejar el pucho!!

Nunca es demasiado temprano para vivir sanamente. Mi familia es una de enfermos constantes y sé muy bien lo que es hacer malabares para los gastos médicos, además de las angustias constantes.

LoboEstepario dijo...

Me gusto leer tus 'wishes' que en parte son como los mios, sobre todo lo de los cigarrillos. Solo temo en volver a engordar! Bueno, lee mi blog y dime que opinas, OK?

El perro andaluz dijo...

Yo estoy enfermo en cuerpo y alma, pero sólo tomo pastillas; mi almita se quedará con yaya.
Besos.

Dragón del 96 dijo...

Yo también he pensado en dejar de fumar (ya mucho, no?). Y lo de inscribirme en un seguro también está en mi "to do list".

Lo de la enfermedad en la familia o en los seres queridos no lo habia visto ni vivido hasta ahora. Es un gasto enorme y peor si ningun seguro lo puede cubrir.

Slaudos.

digler dijo...

yo creo que ya diste un paso importante al dejar de fumar

envejecer es parte de la vida, no hay que tenerle miedo

Chien dijo...

Pues le cuento amiga que ya cuando entra en edad ya no vale cuidarse y es más llegan una tras otra… Así ando yo ya a mis 38

Chien dijo...

Eeeeepa acabo de ver la entrevista y esta padrísima... es como si te conociera a tí y al Dragón de toda la vida... jajaja

Saludos y buen weekend...

Elmo Nofeo dijo...

Comer sano y hacer ejercicios son cosas muy difícles para mi.

Ana Lucía dijo...

ayyyy... la vida es así...uno nunca sabe, ni cúando ni por qué...

yo si tengo miedo de ser viejita..
antes no pensaba en eso, pero ahora veo tantos viejitos que...he pensado varias veces en el hecho de llegar a serlo...
porque la vida se pasa volando..

cuidarse y prevenir es lo mejor, pero a veces no se puede evitar, el mismo trabajo, como bien dices ( caso de tu abuelita ) nos demanda un desgaste físico, que luego pasa factura...

besitos a la abuelita, a la mamita y a ti!

monich dijo...

La cuenta del lab te está dejando paranoica??... jajaja, no mentira.

El mundo está destruyèndose por tanta poluciòn y nosotros los seres humanos, quienes a la vez lo destruimos somos las víctimas directas. Antes podías tirarte al sol con harto aceite de coco en la cara, ahora si no tienes un bloqueador ¡todo el año! en tu querida faz,puedes hacer que tu lunarcito lindo se convierta en cangrejo.

Ahora hay que cuidarse mas porque los alimentos no son tan sanos como antes, porque existen los colorantes, las grasas trans, la cafeína, los cigarrillos y toda esa huevada que te va oxidando de a poquitos y que hace que pienses que la salud es una de tus principales prioridades y el stress nuestro de cada día..

Leo tu post al día siguiente de una ecografía para descartar piedras en la vesícula y tras una de esas incómodas endoscopías en las que vieron mi adorable estómago destruido por la gastritis.

AGGGHHHH

Bichita Curiosa dijo...

que entrevista??? ya te entrevistaron??? que bueno!!!

cuidate y no te preocupes tanto!!! no hay por que estar preocupándose de caer enferma terriblemente, ya te preocuparás si es que te pasa (ojalá que no!). y no creo que lo peor de todo sea el gasto económico, ya se ve de donde se consigue el dinero, siempre la gente que te quiere hará lo posible por que te mejores, cueste lo que cueste. pero me parece muy bien que te quieras preocupar por tu salud, dejar de fumar me parece un buen comienzo, también deberías abrigarte un poco más, aunque te arruine el look o no se vea muy fashion. Cuidateeeee

El Dueño de los Cajones dijo...

Estoy contigo. le bajé a la juerga, sigo haciendo ejercicio, intento comer sano y claro, ya llegué al universo de las cremitas.



Qué te puedo decir...





me dejaste pensando.

JoseLo dijo...

Estoy a un paso de los 26, hace una semana me meti al gimnasio, estoy dejando de comer mal, el cigarro tb, a pesar de no estar "viejo", tienes razon en que debemos comenzar a prestarle atencion a eso para vivir mejor de viejos

Julieta-Enamorada dijo...

guau suerte...
a mi m cuesta no fumar...
jeje
un super beso ^^'
fuerza tu puedes :)

iux!!! dijo...

yo yadeje de fumar ... ehhh un poco ahora soy fumadora social...si eso existe osea no me prendo un pucho a menos k salga tipo k a bailar o tomar un trago...ya no lo prendo de la nada!!!
jams me habia puesto a pensar tan ehh digamos k radicalmente en la muerte... no tengo miedo a la muerte si no a la forma en k voy a morir...

Edilberto Cabrera dijo...

Sabes, me pasa lo mismo: temor a padecer una enfermedad y no tener cómo sufragar los gastos que ocasiona. Creo que nos mueve la inseguridad del futuro, en todos los planos.

TRuLy dijo...




Mi papa fallecio de cancer a los pulmones y cada vez que veo un cigarro, me recuerdo que no debo fumar... uno nunca sabe, asi que trato de no hacerlo (aunque a veces caiga en la tentacion cuando estoy en copas)


Me dejaste pensando tb...


Marea dijo...

Tienes toda la razón, a cuidarse desde ahora y tener seguro médico es importantísimo. Saludos.